Your browser (Internet Explorer 6) is out of date. It has known security flaws and may not display all features of this and other websites. Learn how to update your browser.
X
Minientrada

¿A quién pertenecen las bancas en el parlamento? Respuesta del Batllismo.

5456bbcc0839b“Se ha discutido en la Cámara, con motivo de la renuncia de unos de los diputados socialistas, si el mandato imperativo es o no democrático. A nuestro juicio, rinden tributo a añejas teorías individualistas y a prejucios de régimen aristorático, los que desconocen el derecho de un partido, como órgano de voluntad popular, de ejercer un contralor directo sobre la obra o la conducta de sus representantes en el Parlamento o en cualquier otro centro de autoridad constitucional. (…) El pueblo se divide en partidos que (…) llevan a los centros de autoridad los hombres que “representan” sus modos de ver y de hacer en la obra de gobierno (…) No van a entregar su representación a hombres de ideales opuestos que favorezcan a los adversarios. (…) No se concibe un representante de un partido, combatiendo a sus electores o procediendo en discrepancia con su programa.

La banca, en el caso parlamentario, no pertenece – de un punto de vista moral – al elegido, que es un agente de voluntad colectiva, sino a esta voluntad, en la cual radica la soberanía, nunca delegable o alienable en virtud de reperesentación ocasional. (…) La representación es un mandato democrático. Si bien la Constitución no fija el derecho del pueblo a revocarlo, ese derecho es de escencia moral: el diputado es un representante del partido que lo eligió. Cuando deja de ser su “representante”, (…) la investidura constitucional debe cesar también, si no por automatismo constitucional, por decisión honesta del rerpresentante que ya no representa la voluntad de su partido”

El Día, Montevideo, 17 de mayo de 1921. ExtraÍdo de “La República Batllista” de Gerardo Caetano. Foto diario El País.
  • Las listas que yo voté decian al pie: Voto por el Partido Colorado y la precedente lista de candidatos. Todas, nunca cambio el pie.

    Álvaro Berreta

    junio 6, 2016

Leave a comment  

name*

email*

website

Submit comment